Logotipo BeOne Face.
¿Cuáles son las Muelas del Juicio?

Compartir post

cuáles son las muelas de juicio

¿Cuáles son las Muelas del Juicio?

Compartir post

cuáles son las muelas de juicio

Por lo general, un adulto tiene 32 dientes, entre ellos 12 molares.  La mayoría de estas piezas dentales aparecen cuando somos niños, pero hay otras que brotan a medida que vamos creciendo, como ocurre con los terceros molares. Para comprender mejor todo lo relacionado con estos, revisemos a continuación cuáles son las muelas del juicio y qué ocurre cuando erupcionan.

¿Cuáles son las muelas de juicio?

Las muelas de juicio son los terceros molares. Se trata de las últimas muelas, que erupcionan, por lo general, al final de la adolescencia o a principios de los veinte años.  

Las muelas de juicio suelen ser cuatro, aunque algunas personas pueden tener menos o simplemente no tener ninguna, lo que se conoce como agenesia dental.

Dónde están ubicadas

Están ubicadas en la parte posterior de la boca, serían los últimos molares en la mandíbula. En condiciones normales, dos están situadas en la encía superior y dos en la encía inferior.

¿Cuándo y por qué aparecen?

Edad de aparición

Como mencionamos anteriormente, las muelas de juicio suelen aparecer entre el final de la adolescencia y el comienzo de los veinte años; es decir, que es normal que broten entre los 17 y los 25 años.  Aunque es posible que incluso aparezcan luego de los 40 años.

Te puede interesar  Cuánto dura el dolor después de un implante dental

El nombre de muelas de juicio, se debe precisamente a que aparecen en la etapa de la vida en la que la persona ya debe haber adquirido más “juicio”, es decir, madurez.

Razones evolutivas

En la era primitiva los hábitos alimenticios del hombre requerían del uso de las muelas de juicio para masticar la carne que comían en trozos grandes.

A medida que los humanos hemos ido evolucionando el tamaño del cráneo y los maxilares se ha reducido, y la dieta se ha vuelto más refinada; con lo cual estos molares han dejado de ser necesarios y ha disminuido su erupción en el arco dental o en algunos casos permanecen impactadas, siendo esta una de las razones para una exodoncia, para evitar infecciones.

Síntomas y problemas comunes

Signos de erupción

Uno de los síntomas más comunes cuando las muelas de juicio comienzan a dar problemas es el dolor y la rigidez que se siente en la mandíbula, lo cual también produce dificultad para abrir la boca. Asimismo, se siente dolor, irritación e inflamación en la encía de donde está brotando el molar, debido a que esta rompe el tejido.

Otros signos son dolores de cabeza, garganta y oído; así como la aparición de caries, puesto que entre el segundo y tercer molar hay muy poco espacio y allí se acumulan los residuos de comida, que luego se convierten en caries.

Complicaciones potenciales

Cuando no hay suficiente espacio para que las muelas de juicio ocupen su lugar dentro de la boca, es muy probable que se muevan los otros dientes, provocando apiñamiento o desalineación de la dentadura. Esto se traduce en problemas estéticos que necesitarán de un tratamiento de ortodoncia.

En el proceso en el que las muelas de juicio brotan es posible que se presenten otras complicaciones; tales como la periodontitis. Ya que al reducirse el espacio entre los dientes se hace difícil la higiene dental en la zona, y las encías resultan afectadas.

Te puede interesar  Causas para una exodoncia dental

También es posible que la muela quede parcialmente atrapada, es decir, que no erupciona por completo y esto puede hacer que aparezca una bolsa en la encía y allí se acumulen los restos de comida, y debido a que se hace difícil el cepillado se llega a producir una infección que luego se convierte en un absceso.  A esta condición se le llama pericoronitis y requiere atención médica de inmediato.

¿Cuáles son las Muelas del Juicio?

Evaluación y diagnóstico

Exámenes dentales

A través de radiografías y TAC dental, un dentista puede saber si las muelas de juicio están causando algún problema, o si es probable que lo hagan en el futuro. Una evaluación de la salud dental general es indispensable, para poder detectar complicaciones a tiempo y recibir un tratamiento oportuno.

Factores de riesgo

Una condición que puede causar complicaciones en la aparición de las muelas de juicio, es la falta de espacio en la mandíbula. Como mencionamos, pueden provocar apiñamiento o desalineación de los dientes.  

Además, estos terceros molares también pueden brotar en posiciones anormales, ya sea que salgan en el ángulo hacia dentro o hacia afuera de los segundos molares, afectando al resto de la dentadura, la mandíbula o los nervios.

Cuándo es necesaria la extracción

No en todos los pacientes se hace necesario la extracción de las muelas de juicio. Sin embargo, hay casos en los que el dentista considerará la exodoncia. Por ejemplo, si hay demasiado dolor en la zona, si hay infección en el hueso o en las encías o si aparecen abscesos, quistes o tumores.

Otra razón para extraer las muelas de juicio, puede ser la necesidad de tener espacio para corregir la dentadura durante un tratamiento de ortodoncia.

Te puede interesar  ¿Qué es una Prótesis Dental Fija?

Procedimiento de extracción

Una muela de juicio que brota de forma normal puede ser extraída como cualquier otro diente. Pero si se encuentra en una posición complicada, debajo de la encía o incrustada en la mandíbula, la extracción se hace por medio de una incisión en las encías. 

En algunos pacientes se hace necesario cortar la muela en pedazos más pequeños para facilitar la extracción, luego se colocan unos puntos de sutura. En casos más complicados, pueden requerir la intervención de un cirujano maxilofacial.

Prevención y cuidado

Higiene bucal para las muelas de juicio

Adicional a los cuidados regulares que debemos tener en los dientes, las muelas de juicio requieren algunos particulares para evitar caries, infecciones u otras complicaciones. Utilizar un cepillo de dientes adecuado, de preferencia uno con cabezal pequeño, para poder acceder hasta la parte posterior de la boca con mayor facilidad.  

También intenta colocar el cepillo en ángulo de 45 grados para abarcar toda la superficie del diente, cepillando en especial las muelas de juicio durante 30 segundos por la parte superior, posterior y frontal. 

Completar la rutina con el uso de hilo dental, cepillos interdentales e irrigadores bucales.

Consultas regulares

Las revisiones dentales periódicas con un especialista en salud bucal es esencial para el cuidado de todos los dientes, incluidas las muelas de juicio. Estos permiten detectar problemas a tiempo y prevenir complicaciones. Además, un dentista es el profesional que puede monitorear el crecimiento de los terceros molares y diagnosticar si se requiere una exodoncia o algún otro tratamiento.

DR. PEDRO M LOSA

DR. PEDRO M LOSA

Graduado en Medicina con especialización en Cirugía Maxilofacial tras superar la oposición MIR, elegí formarme en el prestigioso Hospital Universitario de La Paz. Mi enfoque en la especialidad se basa en la dedicación y el afán de profundizar en el conocimiento.

Otras entradas de blog que te pueden interesar

Navega por nuestro blog para descubrir novedades

Que es una Protesis Dental Fija

¿Qué es una Prótesis Dental Fija?

Existen diversas opciones para sustituir dientes faltantes, independientemente si la causa de la pérdida sea por enfermedad bucal, traumatismo o agenesia dental. En esta oportunidad,